RssFacebookPinterestBlogLovin'
Menú de categorías

Escrito por el Sep 7, 2020 en cocina de cosecha | 0 comentarios| etiquetas: comida vegana, comida vegetariana, fideos de arroz, frutos secos

fideos de arroz con verduras

Me gusta mucho esta receta para el principio del otoño. Ligera, sencilla y un poco castaña, como la luz de otoño. Tiene la energía clara y saciante de los fideos de arroz, traslúcidos y delicados. Pero no es una receta blanda, es una receta con carácter:  tiene la riqueza aterciopelada, larga y profunda de los cacahuetes, la salsa especiada con la vibración de alta frecuencia del jengibre y el sésamo y el frescor acuoso y refrescante del pepino. Una combinación apacible pero llena de fuerza, como la luz de septiembre.

 

:: para los fideos, para 4 personas

  • dos pepinos
  • dos zanahorias
  • una manzana Fuji o Pink Lady
  • 150 gr de fideos de arroz

 

:: para la salsa

  • 3 cucharadas de crema de almendras o anacardos
  • 3 cucharadas de salsa de soja
  • un pellizco de copos de chili
  • 2 cucharas de aceite de oliva
  • 2 tsp de aceite de sésamo tostado
  • 1 tbs de jengibre fresco rallado
  • la piel rallada de una lima
  • el zumo de una lima

 

:: para espolvorear

  • dos puñados de cacahuetes
  • sésamo negro
  • dos puñados de pipas tostadas
  • opcionalmente, medio chile

 

Para preparar los fideos, los colocamos en agua hirviendo sin sal, y los dejamos hervir durante dos minutos.

Los pasamos a un colador amplio y los enjuagamos con agua fría para entibiarlos.

.

.

.

.

Cuando estén bien escurridos, les añadimos un chorrito de aceite de oliva y los moveremos bien para que se queden sueltos y lacios y se separen más fácilmente; así será más sencillo unirlos con las verduras en el plato.

Mientras se entibian del todo, pelamos los pepinos y los pasamos por un espiralizador. De modo alternativo, los picaremos en juliana o en largas varillas finas.

.

.

.

.

Haremos lo mismo con las zanahorias, y después picaremos la manzana en cubitos o palitos muy pequeños.

Preparamos la salsa mezclando bien y batiendo los ingredientes. Podemos diluirla con un poco de agua si preferimos una textura más suelta. La salsa está salada, pero su potencia se reducirá mucho al mezclarse con las verduras y los fideos, a los que debe poder transmitir su sabor sin palidecer ni quedar desvaída.

.

.

.

.

Pasamos todo a un cuenco amplio, y añadimos los fideos. Vertemos la salsa, y removemos para que las verduras y los fideos se equilibren dentro de la mezcla. Sobre ellos, rociamos los cacahuetes troceados, el sésamos negro y las hojas de cilantro picadas. Y si hemos elegido el picante, la carne del chile picada fina (o unos copos de chile seco).

.

.

.

.

Esta es una preparación con espíritu flexible y le puedes añadir verdura a tu gusto: col fileteada, judías crudas o blanqueadas cortadas en tiritas finas, brotes de soja, calabacín espiralizado…

Y ya está listo. Un precioso cuenco de delicados fideos perfumados.

.

.

.

 

Una comida ligera y energizante y una cena rápida y sencilla muy reconfortante.

Feliz cercanía del otoño.

¿Os habéis dado cuenta de que la luz ya ha cambiado?

¿Y de que por las mañanas, cuando empieza a amanecer, Orión vuelve a estar tensando sus flechas sobre el Sureste?

 

· SED FELICES ·

 

 

 

puedes compartir esta entrada en:Facebooktwittergoogle_pluspinterest

Escribir una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *