RssFacebookPinterestBlogLovin'
Menú de categorías

Escrito por el Jun 24, 2014 en comida corazón | 6 comentarios| etiquetas: abuela Marita, atún, cenando como reyes, cenas, cocina regional tradicional, pimientos, piñones, pisto, tomates

pepitos

Plato reconfortante por excelencia del imaginario levantino, la abuelita los preparaba en ocasiones especiales. Cuando yo era pequeña mis padres no eran de celebrar la noche de San Juan, pero seguro que si la abuelita estuviera hoy conmigo, le hubiera parecido que era el día perfecto para preparar una docena de pepitos y meterlos en un tupper para que “los chicos” se bajaran a cenar a la playa.

{para cuatro pepitos}
  • cuatro panecitos de forma y tamaño apropiados, más pequeños que el pan que se suele llamar de “bocadillo”
  • 1 bote de tomate frito Hida
  • 4 dientes de ajo sin pelar y con un cortecito
  • 2 latas de atún
  • 1 huevo duro
  • 1 puñado grande de piñones
  • 1 pimiento rojo mediano
  • 1 cebolla
  • opcionalmente, un poco de tonyina de sorra (atún en salazón)
  • un cuenco con leche
  • un plato con dos huevos batidos

Poner los dientes de ajo a sofreír en una sartén con aceite de oliva.
Picar el pimiento rojo y la cebolla, añadirlos a la sartén con los piñones y pocharlos hasta que estén blanditos. Si se utiliza tonyina, desmigarla y sofreírla también (ver nota al pie). Añadir el tomate, el atún desmigado y el huevo picado. Dejar que se entibie.

Cortar la puntita a cada panecito y reservar. Con la ayuda de un cuchillo fino de sierra, vaciar los panecitos cortando la miga, dibujando un círculo hondo con el cuchillo en el interior de cada uno. Terminar de vaciarlos con una cucharita si hace falta.

Rellenarlos con la mezcla ya fría y taparlos con las puntas reservadas colocadas del revés, a modo de tapón.

De dos en dos para evitar que el pan se reblandezca demasiado, para que después no se nos rompa al freírlos, los colocamos, ya rellenos y cerrados, en un baño de leche un par de minutos, para que el pan se ablande. Luego los pasamos por huevo batido y los freímos en aceite bien caliente, para que no se empapen, sino que se doren y se sellen, quedando crujientes por fuera y melosos por dentro.

En casa. Pepitos

En casa. Pepitos

En casa. Pepitos

En casa. Pepitos

Aquí en Valencia los Pepitos se solían preparar para Cuaresma y Pascua, y se les añadía tonyina de sorra. La tonyina se desalaba metiéndola en agua y cambiando el agua varias veces, igual que se hace con las migas de bacalao saladas, y después se desmiga y se sofríe con la cebolla y el pimiento.
La tonyina de sorra es una salazón que se elabora con el vientre del atún rojo. Tonyina es atún, y sorra proviene del árabe, donde significa piel del vientre. Hay quien el relleno lo prepara con pimiento verde en vez de rojo, o con los dos, y sin huevo duro. Se obtiene entonces un pisto que aquí se llama titaina.
El nombre tradicional que se le da a estos panecillos fritos puede variar. En Valencia se les llama Pepitos, pero en Castellón los llaman Ximos. Como muestra, un botón: aquí abajo os dejo la receta de la libreta de cocina de mi abuela Marita, que era de Castellón…

ximos

puedes compartir esta entrada en:Facebooktwittergoogle_pluspinterest

6 Comentarios

  1. Que ricos los ximos, que suerte que te guste tanto mantener la tradición, sea para la noche de San Juan o en cualquier otra circunstancia. Cuantos ximos nos habrá hecho la abuelita……le salían siempre muy ricos tanto los de tomate, como los de huevo. Ayer aquí se vivió la noche a lo grande , la de gente y animación que había. Bajamos Alfonso, Felisa , Alex, Rubén y yo. Cantidad de hogueras iluminaban la noche. Los dos niños estaban asombrados.

    • ¿Su primera noche de San Juan? Qué bonito sería verles las caritas de asombro. Y qué bonita tenía que estar la playa llena de hogueras… sí que me hubiera gustado estar ahí… Muchos besos y feliz día!

  2. Como es posible que las dos hermanas tuvieran una letra tan igual? A ver si rescato yo la de mi abuela Elisa para que veas que no es una exageración.
    Aterrizo en Benicasim el 14 de agosto. A ver si coincidimos… y bajamos a la playa una noche de luna llena con los Ximos. Qué ricosssssss
    Besos

    • Tomo nota primo. De hecho estoy pensando en hacer una escapada de una noche para veros con calma. Voy a coger el calendario lunar ya mismo!!! Un beso fuerte, y paciencia, que ya queda menos!!

  3. Tío, siempre me pierdo lo mejor :'(

    • Jajajajajaja!
      Siempre no.

Escribir una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *